Nutrición en el Linfedema

La nutricion en el linfedema
La nutricion en el linfedema Existen cantidad de conceptos erróneos sobre cuál es la alimentación a seguir o evitar en caso de tener linfedema. Algunas personas recomiendan evitar ingestas de proteínas o bien restringir el aporte hídrico inclusive de la sal (cloruro sódico). Todos los estudios apuntan que en el caso de padecer linfedema es importante realizar ejercicio físico personalizado como también mantener un peso óptimo y saludable con un bajo índice de grasa corporal, junto a un buen control del estrés emocional.  De forma general en cuanto al sodio, se recomienda no consumir más de 1.500-2.300 miligramos de sal por día. Recordar que las frutas y verduras frescas son una buena fuente apropiada de sodio. No añadir sal comun de mesa ya que para el cuerpo si se lleva una dieta higiénica es suficiente. En todo caso como máximo se podría utilizar sal de Himalaya por ser la más pura y libre de contaminantes. En cuanto a la ingesta de proteína hay que tener en cuenta de comer un mínimo, sin excederse. Las proteínas (etimológicamente significa “prima importancia”) en nuestro cuerpo, desempeñan un papel crucial en la fabricación de hormonas y anticuerpos para combatir las infecciones. Una falta de proteínas hará que el cuerpo tome las proteínas necesarias de los músculos y tejidos, lo que debilitará el cuerpo y en realidad provoca que los tejidos conectivos se hinchen y el linfedema empeore, por lo que es necesario asegurar la ingesta diaria de proteína – no sólo la carne -, las proteínas de fácil digestión, como pollo, pescado y tofu son las más indicadas. Proteinas y linfedema En ocasiones hay persona que se esfuerzan en reducir la ingesta de líquidos para disminuir el hinchazón del linfedema, pero no es correcto. Contrariamente la linfa que contiene mucha proteína atrae más líquido de otras partes del cuerpo, aumentando la hinchazón en el área afectada. Por lo que se recomienda beber de promedio unos ocho vasos de agua al día, aumentando su ingesta de líquidos en climas calurosos, condiciones de sequedad ambiental o sudor. Evitar la cafeína y el alcohol, son leves diuréticos que reducen los niveles de fluidos corporales. El exceso de peso a expensas del tejido graso, provoca más trabajo para el sistema linfático y aumenta la cantidad de líquido en los tejidos ya hinchados. Si hay un aumento de peso habrá más residuos que deberán ser eliminados por el sistema linfático. A menor movilidad corporal (menos ejercicio físico), reduce el movimiento del flujo linfático y conduce al estancamiento y más hinchazón. El aumento de peso puede conducir a otros problemas de salud, como diabetes, presión arterial alta y problemas cardíacos, dolores articulares… Se recomienda mantener un peso corporal óptimo y saludable, con unos niveles bajos de grasa y correctos en cuanto a la masa muscular. Intentar restringir alimentos ricos el colesterol y grasas saturadas o las grasas vegetales hidrogenadas (bollería). Incrementar alimentos altos en fibra y bajos en sodio. Remplazar alimentos congelados o enlatados por alimentos frescos, crudos los cuales son ricos en potasio, como frutas y/o verduras sin olvidar los granos o cereales, los cuales deberían ser de preferencia integrales. Alimentacion en el linfedema Una nutrición saludable permite mantener un sistema inmunitario también saludable y prevenir infecciones. En ocasiones se ha recomendado sin evidencia científica actualmente, beber agua destilada (sin minerales) y dietas alcalinas, por lo que no se debería seguir dichas pautas.

Un comentario de “Nutrición en el Linfedema

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN PROTECCIÓN DE DATOS DE CLÍNICA PLANAS

Finalidades: Publicar su comentario en el blog de la página web y remitirle información comercial de nuestros productos y servicios, incluso por correo electrónico. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No están previstas cesiones de datos. Derechos:  Puede retirar su consentimiento en cualquier momento, así como acceder, rectificar, suprimir sus datos y demás derechos en doctor@clinicaplanas.com. Información Adicional: Puede ampliar la información en el enlace de Política de Privacidad.