Ozonoterapia


Tratamiento

Nuevo centro integral en tratamientos de ozonoterapia en Clínica Planas

La ozonoterapia es actualmente una de las áreas médicas de moda y con más crecimiento de centros especializados en Europa. Cuenta cada vez con más pacientes que dan el paso y prueban los extraordinarios resultados de los tratamientos de ozono.

Son muchas las personas, sanas o con diferentes patologías, que afirman que gracias a las terapias de ozono médico han mejorado su calidad de vida o se han recuperado más rápidamente de su enfermedad o lesión, después de haber probado muchas otras alternativas.

Pero, ¿qué es el ozono médico? En medicina utilizamos una mezcla de O2 +O3, denominada Ozono Médico. El Ozono médico es una mezcla de oxígeno y ozono con una concentración entre 1 y 100 microgramos por milímetro. El médico especialista determina la concentración y la dosis total según la indicación clínica, la patología y las condiciones del paciente.

Distinguimos tres grandes áreas de aplicación del ozono médico:

Área del bienestar

La ozonoterapia está indicada para aquellos que desean mejorar la respuesta de su organismo a los procesos de envejecimiento.

Es un tratamiento antiaging de prevención, basado en su poder para estimular los sistemas antioxidantes de nuestro cuerpo, con los beneficios derivados de este proceso a corto y medio plazo: aumenta las defensas del organismo, da sensación de bienestar, mejora la calidad del sueño y mejora la prestación física en general. Se realiza una autohemotransfusión ozonizando la propia sangre del paciente. Se extraen 100-150 cc. del paciente, se ozonizan y se transfunden al paciente por el mismo circuito cerrado y aséptico. Dura unos 20-25 minutos. El tratamiento se compone de 10-12 sesiones y dura unas 6 semanas aproximadamente.

Área del dolor

Con la ozonoterapia se consigue un potente efecto antiinflamatorio sin los efectos secundarios de las medicaciones antiinflamatorias no esteroideas y de los corticoides. Se estimula la microcirculación en las estructuras músculo-tendinosas y tiene un efecto analgésico inmediato que se mantiene a lo largo del tiempo. Es por ello que está indicado para tratamientos o traumas como: fibromialgia, cefaleas, hombro doloroso, dolor de espalda, inflamación de codo, distensiones y desgarros musculares, tendinitis. Los tratamientos son series de infiltraciones locales a nivel subcutáneo, intraarticular, periarticular, intramuscular o intradiscal, sin hospitalización y sin efectos secundarios. Cada tratamiento de infiltración dura aproximadamente 10-20 minutos. Se combinan según prescripción médica con las sesiones de autohemoterapia.

Área de patologías médicas

Se pueden tratar con ozonoterapia: Arteriopatías periféricas, trombosis. Arteriopatías cerebrales. Fatiga crónica. Linfedema. Degeneración macular asociada a la edad. Secuelas de la diabetes (pie diabético). Bronquitis crónica y enfisema. Asma bronquial. Psoriasis. Dermatitis atópica. Heridas quirúrgicas y llagas infectadas. Acné. Candidiasis de repetición.


En qué consiste

Como administramos el ozono, formas más frecuentes:

1-Realizando autotransfusiones de la propia sangre del paciente. Se extraen 100-150 cc. del paciente, se ozonizan y se reenvían al paciente por el mismo circuito cerrado y aséptico

2-Inyecciones subcutáneas, intrarticulares

3-Insuflaciones vaginales o rectales (como si fuera un enema)

4-Gasificación en bolsa de plástico

Los tratamientos son rápidos, eficaces y económicos. Y consisten en un número de sesiones que varían en cantidad y duración, según la afección que se trata. Las aplicaciones no tienen efectos adversos y pocas complicaciones menos del 0,7 casos cada 100.000 sesiones de ozono.


Los beneficios

Científicamente probado y contrastado, el ozono presenta como beneficios más destacados:

Oxigenación.

Aumenta la capacidad de la sangre para absorber y transportar mayor cantidad de oxígeno a todo el organismo, mejorando la circulación y las funciones celulares en general.

Revitalizante y regenerador. Demostrado su capacidad para promover la recuperación funcional de numerosos pacientes afectados por enfermedades degenerativas. Estimula las defensas del organismo. Promueve la cicatrización de úlceras y tejidos articulares deteriorados como en la artrosis.

Antioxidante.Es el único medio conocido capaz de estimular los enzimas celulares antioxidantes, eliminando los radicales libres responsables del envejecimiento celular y de procesos degenerativos del organismo.

Antiinflamatorio.Trata el dolor mediante su aplicación local porque actua neutralizando los mediadores neuroquímicos de la sensación dolorosa, facilitando la metabolización y eliminación de mediadores inflamatorios como histaminas, quininas,...

Antivírico y germicida.Inactiva o elimina todo tipo de microorganismos patógenos como bacterias, hongos y virus.

La ozonoterapia no necesita cirugía, ni anestesia, ni hospitalización. No presenta efectos secundarios, siendo compatible con cualquier otro tratamiento que se esté realizando.



Acreditaciones Principales