IPL. Regeneración de la piel


Tratamiento

El paso del tiempo y los factores externos como el sol aceleran el proceso de envejecimiento de la piel. En estos casos, la tez se caracteriza por presentar una textura rugosa e irregular además de manchas, rojeces y venitas que estropean la uniformidad del color cutáneo.

Para mejorar estos aspectos y rejuvenecer la piel existen diferentes sistemas como el IPL (Luz Intensa Pulsada). Se trata de una fuente de luz con propiedades diferentes a otros métodos como, por ejemplo, el láser. El IPL es un tratamiento no agresivo, por lo tanto, es posible realizar varias sesiones. De esta forma, se puede ir mejorando gradualmente la tonalidad y textura de la piel eliminando las manchas, rojeces, poros dilatados y arrugas finas.

Estas características hacen que sea un procedimiento que habitualmente se realiza en la zona facial, pero también puede llevarse a cabo en el cuello, escote, manos, e incluso piernas o brazos. Además dado que es un tratamiento no agresivo, el paciente puede retomar su actividad laboral y social inmediatamente.

En los casos en los que el doctor lo crea conveniente, el IPL puede combinarse con otras técnicas como infiltración de productos de relleno, Botox, peelings, radiofrecuencia e incluso se puede recomendar como complemento de técnicas quirúrgicas como el lifting o cirugía de párpados.


Tiempo de intervención

10 minutos

Cama

No se requiere

Recuperación

Inmediata

Anestesia

No se requiere

Efecto

2 semanas

Resultados

Duraderos


En qué consiste

En un primer momento, se retira el maquillaje y las cremas que pueda llevar el paciente. Previa colocación de unas gafas de protección ocular, se aplica en la zona un gel frío y se inicia la sesión de IPL a través de la emisión de una banda de luz se permite tratar varios objetivos a la vez. Ésta es la energía que actuará a nivel interno en la piel para mejorar su aspecto, tratando manchas pigmentadas, venitas o textura cutánea rugosa.

La luz intensa pulsada emite una banda ancha de luz que permite tratar varios objetivos a la vez, manchas pigmentadas, venitas o textura cutánea rugosa y así mejorar globalmente la calidad de la piel al estimular la formación de colágeno. La energía de la luz actúa en las capas más profundas para mejorar gradualmente la tonalidad y textura de la piel, eliminar las manchas, rojeces, poros dilatados, arrugas finas y dar luminosidad.

Los resultados son evidentes desde la primera sesión. Se necesitan entre 3 y 5 sesiones con un intervalo como mínimo de tres semanas. Las mejoras se perciben de manera progresiva. En primer lugar, desaparecen las manchas y rojeces y así la piel va recuperando un tono mucho más uniforme. A medida que avanza el tratamiento se va notando una mejoría general en la calidad de la piel.

El tratamiento con IPL no precisa ningún tipo de anestesia, ya que la sensación de calor esta minimizada con el gel frío que se coloca sobre la piel antes de iniciar el procedimiento.



Los beneficios

Estimula la formación de colágeno.
Mejora la tonalidad y textura de la piel.
Elimina las manchas, rojeces, poros dilatados, arrugas finas.
La piel gana en luminosidad.
Cutis más transparente y radiante.
El poro se vuelve más fino.
Mejora el acné activo moderado y sus secuelas


Galería


Pre-tratamiento

Recomendamos no exponerse al sol directamente durante al menos 15 días antes del tratamiento. Lo ideal es que el paciente acuda a la consulta lo menos bronceado posible, para lograr una mayor eficacia sin riesgos para la piel.

Previo al tratamiento se realiza una cuidadosa limpieza de la zona facial, retirando el maquillaje y las cremas que pueda llevar la paciente.


Post-tratamiento

Después del tratamiento el paciente puede maquillarse y hacer vida totalmente normal. La única indicación se refiere a la utilización de una protección solar en la zona tratada.

Además se recomienda no realizar tratamientos agresivos en los días posteriores al tratamiento con IPL, como peelings o abrasiones, ya que la piel puede estar algo más sensible. Es aconsejable espaciar estos tratamientos unas 4 semanas.


F.A.Q.

En el momento de terminar el tratamiento, la zona puede presentar un ligero enrojecimiento que como máximo puede durar un par de horas y que puede ser disimulado con un maquillaje convencional.

No, sólo se percibe una ligera molestia en el momento del impacto de la luz.

No, el aspecto al finalizar el tratamiento es de una piel uniforme en color y textura, pero del mismo tono que el resto del cuerpo.

Sí, aunque siempre es recomendable que se haga con protección solar porque ayudará así a mantener más tiempo el resultado conseguido.

Puede hacer vida totalmente normal, incluyendo la práctica de deporte al aire libre.


Acreditaciones Principales