Botox - Arrugas de expresión


Tratamiento

El tratamiento con Bótox para rejuvenecer rostro, consiste en infiltrar en la piel unas gotas de un líquido que contiene proteína natural purificada para eliminar las arrugas de expresión. Como no es un material de relleno, no elimina las arrugas mediante aporte de volumen, sino que actúa sobre los músculos relajándolos, lo que permite mantener una expresión natural.

La dosis de toxina botulínica que se administra es muy baja y no se acumula con los años, lo que significa que nuestro organismo la reabsorbe y la elimina por vía renal.

Inmediatamente después del tratamiento no se observa ningún cambio apreciable y se puede retomar la vida laborar sin señales de haber realizado el tratamiento. Durante el primer año, el tratamiento se realiza cada 4 meses y a partir del segundo año, una aplicación cada 6 meses suele ser suficiente.

El primer año el tratamiento se realiza cada 4 meses y a partir del segundo año una aplicación cada 6 meses es suficiente.


Tiempo de intervención

15 minutos

Cama

No se requieren

Recuperación

Inmediata

Anestesia

No se requiere

Efecto

2 - 3 días

Resultados

Temporales


En qué consiste

El tratamiento se realiza en consulta de forma ambulatoria y no requiere anestesia ya que es indoloro. Consiste en introducir con una aguja muy fina unas gotas del producto en la piel, de forma muy superficial, en el área donde existen arrugas faciales de expresión.

Hospitalización

El tratamiento se realiza en la consulta de forma ambulatoria y no requiere anestesia ya que es indoloro.


Los beneficios

El resultado de la infiltración de la Toxina Botulínica se empieza a observar entre el tercer y quinto día y durante los primeros 15 se van eliminando las arrugas de forma progresiva. El rejuvenecimiento es evidente y la expresión facial queda más relajada.


Galería


Pre-tractament

Antes de la realización del tratamiento se realiza una limpieza exhaustiva del rostro.

Se aconseja acudir a la consulta sin maquillaje.


Post-tractament

Inmediatamente después del tratamiento no se observa ningún cambio apreciable y se puede retomar la vida laborar sin señales de haber realizado el tratamiento. Aunque no es frecuente, existe la posibilidad de que se produzca un pequeño morado, que se puede disimular con maquillaje y desaparece en pocos días.

Evitar tocar y comprimir el área tratada durante las 3 horas posteriores al tratamiento.

Durante el primer año, el tratamiento se realiza cada 4 meses y a partir del segundo año, una aplicación cada 6 meses suele ser suficiente.


F.A.Q.

No. Las microinyecciones son prácticamente indoloras.

La periodicidad del tratamiento es de cuatro meses el primer año y a partir del segundo año una aplicación cada seis meses, pudiéndose aplicar en cualquier época del año.

En cada sesión necesitará estar aproximadamente una media hora en el centro.

Sí se puede tomar el sol pero siempre utilizando protección solar.

Sí, se realiza vida normal al salir de la consulta.

Se desaconseja acostarse y hacer ejercicio durante las siguientes cuatro horas.

En casos aislados puede aparecer algún pequeño hematoma que se puede disimular fácilmente con maquillaje y desaparece a los pocos días.

La duración del efecto es aproximadamente de cuatro a seis meses y disminuye progresivamente.

El tratamiento con toxina botulínica se puede combinar con rellenos, Mesoterapia, Rich, PRGF (Plasma Rico en Factores de Crecimiento), Radiofrecuencia e IPL (Luz Intensa Pulsada), para potenciar sus efectos.


Acreditaciones Principales