Cómo tratar la ginecomastia

ginecomastia

La ginecomastia es una afección que afecta al 5% de los hombres y que consiste en una alteración de la mama masculina, que a causa de esta ginecomastia aumenta de tamaño adquiriendo un aspecto poco estético. Su causa principal es una descompensación entre la testosterona (una hormona masculina) y el estrógeno (una hormona femenina).

Aunque esta afección no comporta ningún riesgo para la salud, la ginecomastia sí conlleva un daño psicológico para muchos de los hombres que la padecen, ya que desarrollan complejos que les impiden mostrar su cuerpo en público en situaciones cotidianas, como ir a la playa o a la piscina.

A la hora de tratarla, lo primero que tenemos que hacer es confirmar que efectivamente se trata de ginecomastia, ya que en muchas ocasiones lo que tenemos delante es en realidad un exceso de grasa. De hecho, el 70% de las intervenciones que realizamos en Clínica Planas para corregir el exceso de volumen mamario masculino son falsas ginecomastias. Si este es el caso, lo resolveremos con una pequeña liposucción.

Si el problema es exceso de glándula mamaria, o en otras palabras, ginecomastia, la intervención consistirá en retirar el tejido glandular, que baja desde el pezón hasta el músculo pectoral. La extracción se realiza con una pequeña incisión, generalmente en la axila. Transcurridos unos 4 días tras la intervención el paciente puede reincorporarse a su vida social y laboral con total normalidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *